lunes, 19 de agosto de 2013

Despecho


"Pero mis brazos insisten en abrazar al mundo
porque aún no les enseñaron
que ya es demasiado tarde"

Alejandra Pizarnik


El amante fiel 

Resulta curioso 
en qué punto se deja de ser el amante perfecto 
para pasar a ser 
el patético amante despechado, 
Que corre a gritar 
a los cuatro vientos 
todo lo sucedido. 
¿en busca de qué? 
¿de un amor que se ha perdido? 
¿de un reconocimiento 
por los servicios brindados? 
Al patético grito ahogado en la madrugada 
con el maquillaje corrido por las lágrimas: 
"Yo, que fui tu amante fiel 
que complací tus más perversas fantasías, 
que pase por alto todas tus carencias, 
Que te entregue con inocencia mi tesoro más sagrado 
todo lo que tengo. 
Que te confié mi historia personal, mi psiquismo 
mi futuro , mi pasado. Todo lo que soy, 
¿Cómo has podido dejar de amarme?" 

Me pediste que calle todo, y lo hice... 

Hasta hoy.